Aufrufe
vor 5 Jahren

ONELIFE #33 – Spanish

  • Text
  • Discovery
  • Ainslie
  • Inmotion
  • Jaguar
  • Rover
  • Rover
  • Nuevo
  • Siempre
  • Copa
  • Equipo
  • Embargo
  • Coche
  • Copenhague
  • Nueva
  • Serie
Land Rover steht für höchste Allradkompetenz, umfassenden Komfort und anspruchsvolle Technik. Diesem Geländewagen ist kein Weg zu weit und keine Aufgabe zu schwer – getreu dem Slogan „Above and Beyond“. ONELIFE vermittelt Land Rover-Kunden genau dieses Gefühl von Abenteuer und Freiheit.

N A V I G A T O R E L I

N A V I G A T O R E L I N F I E R N O BLANCO En 1928, antes de la invención de los telesillas, un grupo de 13 hombres y cuatro mujeres del Kandahar Ski Club coronaron el Schilthorn, en los Alpes suizos, calzados con largos esquís de nogal y pieles de foca. Desde la cima descendieron esquiando hasta el pueblo de Lauterbrunnen. Así fue como nació la Inferno Race. Ochenta años más tarde, la carrera sigue viva y continúa atrayendo a los más intrépidos aventureros. Cada mes de enero, 1.800 esquiadores se arremolinan en la línea de salida, se arman de valor apurando un chupito de aguardiente y ponen rumbo a la cumbre. En el kilómetro 15, el recorrido obsequia a los participantes ni más ni menos que con un descenso vertical de dos kilómetros. En agosto de este año, Ben Collins—piloto especialista de las películas de James Bond—se puso al volante de un Range Rover Sport convencional, dispuesto a enfrentarse a un reto que nadie había intentado antes: recorrer el trazado de la Inferno en coche y, además, hacerlo a ritmo de competición y tratando de superar el récord de la prueba. En la zona de Mürren, agosto suele ser un mes caluroso y soleado y, aunque en la cumbre suelen quedar restos de nieve, el recorrido normalmente está seco. Excepto este año: un imprevisible chaparrón echó al traste los cálculos de Phil Jones, experto en off-road de Land Rover Experience, y puso a mil por hora el corazón de Collins. “Digamos que no fue un camino de rosas”, confesó a Onelife. “No me salí del trazado. Si te sales, te caes por el precipicio”. Sin embargo, la conducción de Collins al volante del último Range Rover Sport fue para quitarse el sombrero. No en vano es el más famoso de los legendarios pilotos especialistas enmascarados del programa Top Gear de la BBC. Sobre la línea de meta, paró el crono muy cerca del récord de la prueba de esquí, una hazaña que en estas circunstancias tiene más mérito si cabe. “A mitad del descenso pasé por encima de un enorme peñasco, pero no tenía otra opción: era eso, un árbol o un precipicio”, comenta Collins. “La alerta de presión baja me indicó que tenía un pinchazo en uno de los neumáticos traseros, por lo que el eje trasero podía perder mucho agarre”. La tenacidad de Collins impresionó incluso a Cleeves Palmer, presidente del Kandahar Ski Club y buen conocedor de la prueba, con 30 participaciones a sus espaldas. “El terreno está sembrado de rocas”, avisó Palmer. “Prefiero bajar en invierno esquiando que en verano en coche.” No se pierda el vídeo en landrover.com/downhillchallenge 02 NOTICIAS 10

11